miércoles, 1 de mayo de 2013

PARAÍSOS VARIOS


La actualidad política puede resumirse en un más de lo mismo, a lo que yo, persona independiente y con ocupaciones básicas y constantes a fin de superar la fila treinta de cada mes con algo en el frigorífico, no puedo licenciar en ese ir y venir a modo de ola placentera que algunos se pueden permitir. Soy de los que se tienen que buscar la subsistencia para cada minuto de su vida.
Si que ha llamado mi atención en estos días la noticia del Rama Plaza.
En primer lugar debo expresar mis condolencias a familias y personas damnificadas.
Tras esto, voy a intentar poner en orden todo este puzzle que cada vez parece tener más piezas.
En primer lugar, saltó tras la noticia la búsqueda de un hombre que era dueño de alguna de las empresas ubicadas en el edificio. Ahí mi primera duda: ¿No se deberían buscar responsabilidad en aquellos responsables del edificio directamente -dueño, autoridades encargadas de comprobar la seguridad...? Con posterioridad parece ser que han empezado a buscar a los susodichos.
Otro de los aspectos que llama poderosamente mi atención es el empecinamiento en sacar información sobre las empresas que trabajaban allí, sobre todo europeas -eso me da que pensar, por un lado que solamente los europeos tienen empresas en ese país y por otro lado, pensando un poquito más mal, que hay que culpar a los extranjeros a toda costa. Me queda el consuelo que parece que buscan a al dueño del edificio y que parece ser ya han detenido a los funcionarios que supuestamente fueron untados a cambio de dar por seguro el edificio.
Moralmente creo que se lo tienen merecido, sobretodo aquellos más próximos. Me explicaré: Hay una serie de países que se permitieron el lujo de perder sus empresas insignia dejándolas emigrar a países donde los costes de producción se reducían de manera más que considerable. Me pregunto si estas conductas no deberían tipificarse como delito, ya que de la misma forma que una evasión de capital a un paraíso fiscal lo es, esto debería considerarse como evasión a “paraíso económico” ¿no?
Siguiendo con los paraísos varios, me pregunto también si una empresa cuando abarata costes, los busca o se los ofrecen, lo digo porque a la hora de exigir responsabilidades, los resultados cambiarían de un polo al opuesto.
Otra duda que surge es saber si llegado en el caso anterior, las opciones han sido de búsqueda, si han contemplado la posibilidad de recaer en delito. Resulta algo paranormal si uno piensa delinquir, abandonar Idilicolandia, paraíso judicial por excelencia, conocido en el mundo entero, todo delincuente que se precie y sus asuntos se lo permiten, no dudan en tener su base de operaciones aquí o cuanto menos, una sucursal. Aquí últimamente somos especialistas en dejar a la gente sin casa, básicamente.
¿Y porqué ocurre eso? Entre otras cosas porque poco a poco nos hemos quedado sin empresas y nos pusimos a hacer casas como locos.
Podría ser que a partir de ahora, alguno empiece a pensar que no fue buena idea, que a lo mejor su vida vale algo más que unas ganancias desorbitadas que no tendrá tiempo de gastar. A lo mejor piensan y se dan cuenta que la riqueza generada en ciertos países a costa de reducir no solo salarios, sino calidades y medidas de seguridad, no ha sido más que un alarde de avaricia injustificada, que han camuflado a modo de obra social para dejar a cubierto sus conciencias, y en todo esto, posiblemente se les escapó pensar que los del otro lado también pensaban, y también podían utilizar la ambición ciega de éstos para urdir auténticos planes de derroque contra occidente.
Eso por no hablar del emergente mercado de copias a gran escala y de las pérdidas económicas y de credibilidad ante las marcas que se generan.
Mientras que occidente cree estar haciendo el agosto, oriente crece a costa de los que occidente pierde. Pareciera que todos aquellos países colonizados en su día, de alguna manera, se estén cobrando todo aquel mal que un día les hicieron.
Es lo que tiene creerse superiores al resto...